15 abril 2010

LA SOMBRA DEL CIPRÉS ES ALARGADA

Hay historias, como la que Miguel Delibes nos brinda en este título (su primera novela, galardonada además con el Premio Nadal en 1947), que nos transportan a una realidad tan cercana que uno no puede evitar sentirse identificado con alguno de los personajes al menos en parte, o en todo caso aprender de las vivencias de esos nombres que vuelan entre las páginas, para hacer de nuestra vida un camino más hermoso, pleno y luminoso. Todo esto es lo que se puede encontrar bajo la sombra de este ciprés.

Avanzando entre hoja y hoja de la mano de Pedro el huérfano protagonista, descubriremos el peso que tienen en la vida adulta las enseñanzas que recibimos de pequeños, pero también la fuerza del amor y de la amistad para romper con los fríos eslabones del pesimismo más arraigado. Este libro es un canto a las relaciones sociales desde la pesada soledad del protagonista y su resurrección al lado más hermoso de la vida, gracias a algunos de los personajes que se cruzan con él y que a pesar de sus reticencias iniciales, consiguen calar hondo en su alma solitaria. No perdais de vista el maravilloso pasaje en que se encuentra con Juan Royo (un pintor ambulante) o la conversación con la señora Sole, suegra de Luis Bolea (quizá su único y verdadero amigo, ya adulto). Momentos inolvidables que todo lector consumado que se precie no debería dejar pasar.

Inicialmente el ritmo puede ser un tanto lento, pero merece la pena reposar en los rincones de las vivencias de Alfredo y Pedro en la ciudad de Ávila, conocer a la perra Fany o la bulliciosa y repelente Martina, hija del profesor Lesmes. Cada línea tiene su porqué y cada párrafo y  cada hoja también, así que no os dejeis llevar por la impaciencia. El libro es formidable y la historia marcará con una huella imborrable vuestro recuerdo sin duda. Una novela que releereis con cariño y que no dejaréis de recomendar, estoy segura.

Calificación: 10


Si te gusta lo que lees aquí, disfrútalo por favor desde el blog, pero no lo copies. Puedes leer más escritos míos en mi otra bitácora: www.mimundomiburbuja.blogspot.com Respeta mi propiedad intelectual. Gracias.

No hay comentarios: