11 febrero 2011

JUEGOS DE NIÑAS

Las niñas, aburridas de jugar a ser princesas, prefieren jugar a ser sirenas: usan sus encantos para seducir a los niños, y luego con el mismo ímpetu una vez que se hartan de ellos, escapan entre las olas.



Si te gusta lo que lees aquí, disfrútalo por favor desde el blog, pero no lo copies. Puedes leer más escritos míos en mi otra bitácora: www.mimundomiburbuja.blogspot.com Respeta mi propiedad intelectual. Gracias.

2 comentarios:

Emilio dijo...

Pues está muy bien eso; ya va siendo hora que cambien los roles del pasado y tomen las riendas de sus propias vidas con absoluta libertad.

Abrazos.

*Sechat* dijo...

Es cierto eso que dices Emilio. Es importante un cambio en las costumbres más machistas que impersn en nuestra sociedad. Un abrazo.